Compartir
11 de mar 2019
Es más habitual en mujeres mayores de 45 años y suele afectar a ambas manos.

Si se siente un hormigueo en la mano, sobre todo en la mañana o en la noche, o adormecimiento de los dedos, es probable que se trate del síndrome del túnel carpiano, enfermedad frecuente en la extremidad superior que, de no ser tratada, puede llegar a ser invalidante.

El Dr. Sebastián von Unger, traumatólogo del equipo de mano y extremidad superior de Clínica Universidad de los Andes, explica que ese síndrome es la neuropatía o atrapamiento nervioso más habitual y consiste en la compresión del nervio mediano en su paso por el túnel del carpo a nivel de la muñeca. Este nervio le da la sensibilidad a los dedos pulgar, índice y medio.

Normalmente, ambas manos son afectadas, pero en diferentes momentos o intensidad. Se puede presentar en hombres y mujeres en cualquier etapa de la vida, pero es más frecuentes en mujeres sobre los 45 años y durante los últimos meses del embarazo.

Especialistas relacionados:

Dr. Sebastián von Unger Covarrubias

Dr. Sebastián von Unger Covarrubias

Dr. Sebastián von Unger Covarrubias

Dr. Sebastián von Unger Covarrubias

Traumatología y Ortopedia - Mano Reserva de hora
 
La causa principal es la idiopática, es decir, aquella donde no hay una causa identificable. Otros factores predisponentes pueden ser alteraciones a la tiroides o glándulas suprarrenales, sobrepeso, fracturas de muñeca o cualquier inflamación o aumento de volumen (tumor) dentro del túnel del carpo, como quistes sinoviales.

El síndrome de túnel carpiano comienza a manifestarse con hormigueo en la mano afectada (parestesias) en la mañana o durante la noche, incluso despertando a la persona. Con el tiempo, estas molestias pueden ocurrir durante el día en actividades como manejar, hablar por teléfono y tejer. En la medida que avanza el compromiso o daño del nervio mediano, se produce adormecimiento de los dedos y luego disminución de la fuerza de pinza al tomar objetos como platos o tazas.

Este cuadro puede confundirse con atrapamientos de este u otros nervios en la extremidad superior o incluso en el cuello.

“El diagnóstico se hace con la historia clínica, el examen físico y eventualmente se pueden solicitar exámenes complementarios como ecografía, de conducción eléctrica del nervio (electromiografía) u otros, dependiendo si se sospechan causas secundarias”, sostiene el Dr. von Unger.

En cuanto al tratamiento, lo habitual es que se inicie con un periodo de manejo no quirúrgico. Para esto se debe evaluar las necesidades de la persona, el estadio de la enfermedad, tratamientos previos realizados y otras condiciones. Si esta alternativa no da resultado y las molestias persisten, se plantea la resolución quirúrgica.

“En la cirugía se libera el nervio mediano a nivel del túnel del carpo en la muñeca. Este procedimiento se realiza en pabellón y generalmente es ambulatorio. El manejo posterior consiste en mantener la herida operatoria limpia y seca durante la primera semana y el uso normal de la mano, pero sin esfuerzos, cargas ni apoyo durante las primeras tres semanas”, asegura el especialista.
Compartir

Temas relacionados

“Fue difícil asumir que existían riesgos”

“Fue difícil asumir que existían riesgos”

Con 48 años de edad, tuvo que estar cuatro meses en cama durante su embarazo, debido a que presentó un grave cuadro de asma que le impedía, incluso, caminar. 

ver articulo completo
Artrosis de tobillo se puede intervenir con cirugía protésica

Artrosis de tobillo se puede intervenir con cirugía protésica

Esta cirugía alivia el dolor y pretende restaurar satisfactoriamente el movimiento y función de la articulación.

ver articulo completo
El peligro de las pantallas

El peligro de las pantallas

El tiempo que permanecen los niños y adolescentes frente al televisor, al computador y a los aparatos electrónicos en general, preocupa a los padres y también a los médicos.

ver articulo completo






Infórmese mensualmente de las novedades con el newsletter de la clínica a través del email

SUSCRIBIRME