The specified form no longer exists or is currently unpublished.
Mi Clínica UANDES

Contacto

Avda. Plaza 2501, Las Condes, Santiago. Chile

Mesa Central (56) 22 618 3000

Reserva de Horas (56) 22 618 3100

Rescate (56) 22 826 1111

contacto@clinicauandes.cl

Mi Clínica UANDES

Le recordamos que se mantiene la obligación de usar mascarilla en todo momento en los recintos de salud.

Le recordamos que se mantiene la obligación de usar mascarilla en todo momento en los recintos de salud.

Clínica Universidad de los Andes / Noticia

Cuidados que necesita un prematuro

Chequeos con diferentes especialidades, permite evaluar, diagnosticar y tratar a tiempo cualquier anomalía.

A pesar de los avances en medicina, actualmente la frecuencia de nacimientos de niños prematuros ha aumentado considerablemente, sobre todo en países desarrollados. Esto, debido a las técnicas de reproducción asistida que producen gestaciones múltiples, las cuales se asocian con mayor riesgo de prematuridad; el aumento de la edad de las madres y embarazo adolescente; problemas de salud durante el embarazo, entre otros.

El Dr. Juan Carlos Arteaga, neonatólogo de Clínica Universidad de los Andes, explica que, en los últimos años, a pesar de los avances en medicina, la frecuencia de nacimientos de niños prematuros ha aumentado, sobre todo en países desarrollados. Hay, sin embargo, más y mejores herramientas que permiten su sobrevida desde incluso las 23 o 24 semanas de edad gestacional. Pero no todo acaba con su estadía en la unidades de neonatología. Para vigilar su crecimiento y desarrollo, se establecen una serie de controles médicos para evaluar, diagnosticar y tratar a tiempo cualquier patología, anomalía o alteración en el desarrollo posterior.

Un niño prematuro (o pretérmino) es aquel que nace antes de las 37 semanas de gestación y se pueden clasificar en:

  • Prematuro tardío: que nace entre las semanas 34 y 36 de gestación
  • Muy prematuro: que nace antes de la semana 32 de edad gestacional
  • Prematuro extremo: que nace antes de la semana 28 de edad gestacional

En relación con su peso de nacimiento se pueden clasificar en:

  • 1500 a 2500 grs: bajo peso de nacimiento (BPN)
  • 1000 a 1499 grs: muy bajo peso de nacimiento (MBPN)
  • < 1000 grs: extremo bajo peso de nacimiento (EBPN)

El tiempo que deban permanecer en una Unidad de Neonatología depende de la edad gestacional de nacimiento, de su peso al nacer y de las condiciones y patologías que cada prematuro presente, hasta alcanzar un grado de madurez que les permita ser dado de alta para vivir en su casa.

Después de este momento, los niños deben seguir los siguientes controles con diferentes especialidades:Broncopulmonar: vigila el desarrollo y complicaciones del pulmón inmaduro

  • Neurología: vigila el neurodesarrollo posterior al alta, atento a complicaciones que requieran intervención por parte de kinesiólogos, terapeutas ocupacionales o fisiatras
  • Otorrinolaringología y fonoaudiología: en caso de que se produzcan alteraciones en la audición o en el desarrollo del lenguaje
  • Oftalmología: seguimiento de la retinopatía del prematuro y de posibles vicios de refracción, más frecuentes en estos pacientes
  • Otros: gastroenterólogos, hematólogos, cirujanos infantiles, traumatólogos infantiles, endocrinólogos, etc. según se presenten patologías especificas

“Este seguimiento médico específico tiene por objetivo favorecer el crecimiento y desarrollo óptimos; detectar de forma oportuna alteraciones sensoriales y del neurodesarrollo, y derivar precozmente a un especialista si se requiere tratamiento específico de alguna condición o enfermedad”, explica el Dr. Arteaga.

Cuidados diarios en la casa

Carolina Urbina, matrona jefa de Neonatología, explica que, además de las recomendaciones generales para la llegada de un recién nacido prematuro a la casa, es importante poner más atención a lo siguiente:

Además de las recomendaciones generales para la llegada de un recién nacido prematuro a la casa, es importante poner más atención en lo siguiente:

  • Higiene: extremar las medidas de higiene en el hogar, un buen lavado de manos constante, evitar el contacto con personas con sintomatología respiratoria. Por lo mismo, evitar sitios muy concurridos que puedan exponer al prematuro.
  • Sueño: debe dormir en su cuna siempre sobre la espalda (boca arriba), en superficie plana, sin almohadas ni juguetes en la cuna, sábana bien estirada, dormir en la misma habitación de los padres en superficie separada, tal como cuna o moisés, al menos hasta los 6 meses de vida.
  • Postura: en general, tienen menor desarrollo de la musculatura, por lo que es fácil ver que no sostienen la cabeza con facilidad. Entonces, al tomarlo en brazos, deben ser cuidadosos y movilizarlo con movimientos seguros, pero más suaves.
  • Plagiocefalia: tienen mayor riesgo de deformación de los huesos del cráneo debido, en general, a una larga hospitalización, pero también puede ocurrir en el hogar si no tomamos medidas para evitarlo. Se sugiere cambiar el lugar de apoyo de la cabeza al dormir (derecha e izquierda) o cambiar de brazos al sostenerlos.
  • Alimentación: la alimentación ideal siempre será la leche materna exclusiva, pero cuando esta no es suficiente o por otros motivos no es posible lograrla, el neonatólogo indicará algún suplemento o fórmula especial para el prematuro. La succión en ellos puede ser más débil y requerir más tiempo en cada toma y, por esto, se le indicará tomas más frecuentes y menores cantidades para que se canse menos al alimentarse. Es esperable que requiera apoyo adicional y acudir a la Clínica de Lactancia puede favorecer este proceso.
  • Control de temperatura: pueden necesitar más apoyo para regular temperatura, por lo que en la casa se sugiere mantener una temperatura algo superior a los 23°C, evitar corrientes de aire y realizar baño, muda o cambio de ropa de manera rápida y para eso debe tener todo preparado previamente.
  • Aseo y limpieza: el baño de tina es un muy buen momento para fortalecer un vínculo con sus padres y conectarse con el medio el primer mes. Debe ser con agua tibia y de manera suave y segura. Para la muda, hay que utilizar solo agua o toallas húmedas sin alcohol u otros elementos que puedan provocar alguna reacción en la piel. Seguir siempre indicaciones entregadas por el pediatra o matrona al alta.
  • Sistema de retención infantil: cada vez que requiera el traslado en auto, utilizar las sillas de retención adecuadas para su peso. 

Noticias relacionadas

Niños prematuros: Todo lo que los papás deben saber

Conoce las características propias de esta condición y los cuidados que pueden necesitar.

Ver más

Examen auditivo para todos los recién nacidos de la Clínica

La prueba de emisiones otoacústicas debe realizase en los primeros días de vida.

Ver más
Reserva de hora