SERVICIOS EN LÍNEA
Home / Noticia

6 hábitos poco saludables para la voz y 6 consejos para cuidarla

Disfonía, necesidad de carraspear y fatiga al hablar pueden ser señales de problemas del habla.
16/04/2021
6 hábitos

No sólo los profesionales que trabajan con su voz, como profesores o cantantes, pueden sufrir patologías vocales, sino que cualquier persona puede verse afectada por disfonía, cansancio o fatiga al hablar. La mayoría de las veces se debe a malas costumbres repetidas en el tiempo.

Para educar sobre la importancia que tiene la voz en el día a día y de la necesidad de prevenir que se dañe, cada 16 de abril se celebra el Dia Mundial de la Voz.

Daniela González, fonoaudióloga de Clínica Universidad de los Andes, detalla a continuación cuáles son algunos de estos malos hábitos que perjudican la voz:

  1. Fumar, ya que actúa directamente sobre las cuerdas vocales, órgano emisor de la voz, produciendo resecamiento e inflamación. También consumir alcohol.
  2. Comer dulces o chicles de menta.
  3. Consumir alimentos muy fríos o muy calientes, ya que algunas personas son sensibles a los cambios de temperatura, incluso a los de tipo ambiental. En aquellas personas, esto produce reacciones de la mucosa del tracto vocal que inciden en una correcta proyección de la voz. Además de actuar sobre las cuerdas vocales haciendo que trabajen en una forma incorrecta, lo que puede dañarlas.
  4. Carraspear, que es la necesidad de aclarar la garganta generando una especie de tos.
  5. Forzar la voz o gritar, como puede ocurrir cuando se está en un lugar con mucho ruido ambiente. Hay personas que quedan disfónicas después de ir al estadio o a un concierto, pudiendo haber generado un traumatismo importante a las cuerdas vocales.
  6. Imitar voces también es dañino si no se tiene una adecuada técnica vocal.

Al respecto, el Dr. Juan Del Lago, otorrinolaringólogo de Clínica Universidad de los Andes, explica que “carraspear, gritar, forzar la voz en lugares con ruido ambiente elevado, llevará a que el órgano vocal trabaje en forma inadecuada e ineficaz, produciéndose pequeños traumatismos o también hemorragias con síntomas (voz ronca, cansancio vocal, dolor al hablar) muchas veces invalidantes, sobre todo en quienes trabajan con la voz (profesores, actores, cantantes, abogados)”.

Otro grupo de personas que puede ver afectada la voz son quienes han enfermado con Covid-19 y han sufrido disfonías. Ellos deben recibir atención especializada, ya que una voz que no se recupera, deja de ser eficiente, genera compensaciones laríngeas y la disfonía se vuelve crónica, pudiendo empeorar con el tiempo.

Si no se trata oportunamente esta problemática con terapia fonoaudiológica, luego de un diagnóstico otorrinolaringológico, asegura el Dr. Del Lago, estas compensaciones, que son ineficientes, tienden a perpetuarse, terminan por provocar una disfonía crónica de difícil y prolongado manejo y, en ocasiones, se producirán daños estructurales que requerirán de cirugía.

En tanto, quienes tienen reflujo gastroesofágico, deben cuidar su dieta para no empeorarlo, ya que, en algunos casos, este logra llegar a estructuras superiores como la faringe y la laringe, que es donde están las cuerdas vocales, e inflamarlas debido al PH ácido del reflujo.

¿Cómo reconocer una voz enferma?

Los síntomas más habituales son:

  1. Pérdida de claridad y sonoridad, la percepción de disfonía, lo que la gente comúnmente llama “estar ronco”.
  2. Sentir frecuentemente la necesidad de “aclarar la garganta” o carraspear antes de hablar para que la voz se escuche bien.
  3. Variabilidad en la calidad de la voz, la cual se va perdiendo durante el día de acuerdo al mal uso o abuso vocal.
  4. Las personas con reflujo muchas veces dicen tener peor voz en las mañanas.
  5. Cansancio o fatiga al hablar.
  6. Dolor en la zona de la laringe, ya sea a la palpación, al hablar o al tragar.

“Una voz enferma se restringe en su rango vocal, perdiendo la posibilidad de emitir sonidos agudos o graves que antes sí lograba. También puede ocurrir que les cueste hablar fuerte. En algunos casos los pacientes refieren que cuando quedaban disfónicos, se recuperaban rápidamente, pero que cada vez les cuesta más recuperar la voz. Lo ideal es que, si una persona tiene dudas respecto a la calidad de su voz, siempre consulte con un especialista”, explica Daniela González.

Consejos para cuidar la voz

  1. Evitar todo tipo de conducta abusiva o mal uso de la voz, como gritar, imitar voces, carraspear, cantar canciones que no nos quedan cómodas en el tono, hablar por sobre el ruido ambiente.
  2. Hidratarse lo suficiente, al menos los 2 litros diarios de líquido recomendados.
  3. Evitar cambios bruscos de temperatura y disminuir el uso de aire acondicionado, especialmente cuando éste nos llega directamente al cuerpo.
  4. Los cantantes, profesores y en general las personas que trabajan con la voz, siempre debieran tener una adecuada técnica vocal, dosificar las exigencias, hacer pausas cuando se hace una exposición oral y tomar agua durante la misma.
  5. Evitar fumar y beber menos alcohol.
  6. En el caso de personas con reflujo, realizar el tratamiento y tener una dieta adecuada.