SERVICIOS EN LÍNEA
Home / Noticia

Enfermedad Inflamatoria Intestinal: conoce los síntomas y tratamientos

Dolor abdominal, sangrado digestivo, baja de peso y fiebre son algunas señales.
19/05/2021

Hoy, 19 de mayo, se conmemora el Día Mundial de la Enfermedad Inflamatoria Intestinal (EII). Este nombre se utiliza para agrupar principalmente a la enfermedad de Crohn y a la colitis ulcerosa, las cuales se caracterizan por una inflamación crónica del tracto digestivo, con período de brotes o crisis, que afectan la calidad de vida de los pacientes y sus familias y otros períodos de remisión o inactividad inflamatoria.

Con respecto a los síntomas, el Dr. Rodrigo Quera, gastroenterólogo de Clínica Universidad de los Andes, señala que “los más frecuentes son el compromiso del estado general, destacando la fatiga, fiebre y pérdida de peso, los cuales se suman a la presencia de diarrea, sangrado digestivo (rectorragia) y dolor abdominal. Es importante mencionar que un grupo importante de pacientes presentan síntomas extraintestinales, ya sea articulares, dermatológicos, oculares y vasculares, entre otros”.

La EII es dinámica en su evolución y gravedad, siendo necesario un manejo multidisciplinario que permite un enfoque personalizado y oportuno con decisiones terapéuticas, determinadas por objetivos claros que incluyen no sólo lograr que los pacientes no tengan síntomas, sino también que alcancen un control de la actividad inflamatoria. Esto queda demostrado por exámenes de laboratorio que incluyen exámenes de sangre, deposiciones (calprotectina fecal) y endoscópicos.

La causa de la EII es multifactorial, destacando factores genéticos y ambientales, siendo el tabaco uno de los más importantes, los que se asocian a alteraciones de la microbiota intestinal y una respuesta alterada del sistema inmunológico a nivel intestinal.

Las dos enfermedades más frecuentes

La colitis ulcerosa y enfermedad de Crohn son las enfermedades más importantes de la EII. La primera, produce inflamación con erosiones que se inician en el recto y se extienden de manera variable a través del colon. En tanto, la enfermedad de Crohn se caracteriza por una inflamación que puede afectar desde la boca a la región anal, generalmente segmentaria o en parches y otras áreas normales. Además de las erosiones o úlceras, se pueden desarrollar estenosis, abscesos o fístulas a nivel intestinal o en la región perianal.

“Los datos epidemiológicos en Chile aún son escasos, siendo imposible hoy día definir con claridad cuantos pacientes con EII realmente existen. Pese a ello, estudios nacionales han demostrado que los diagnósticos y hospitalizaciones por ambas enfermedades han aumentado en las últimas décadas. Aunque se manifiesta principalmente entre los 20 a 40 años, cada vez vemos más pacientes que se diagnostican antes de los 15 años o después de los 60 años”, cuenta el Dr. Quera.

El especialista agrega que “en las últimas décadas han existido avances importantes en el enfrentamiento de esta patología. Hay más fármacos y opciones terapéuticas que permiten pensar en un tratamiento más personalizado, considerando una serie de variables como son la edad, antecedentes de neoplasia previas o infecciones. A la terapia biológica, que son proteínas que actúan sobre señales inmunológicas alteradas en la EII, se suman fármacos denominados moléculas pequeñas que actúan a nivel intracelular. Son estas estrategias las que, utilizadas de manera oportuna y criteriosa, permitirán modificar la evolución de estas enfermedades y mejorar la calidad de vida de los pacientes”, sostiene el Dr. Quera.

Por otra parte, el Dr. Quera enfatiza que no todos los pacientes responderán a la terapia farmacológica, siendo necesario en ocasiones, la cirugía. “En el caso de la colitis ulcerosa, generalmente se realiza una Colectomía con reservorio. En la enfermedad de Crohn, en tanto, se opta por una resección de áreas inflamadas, o drenajes de abscesos y manejo de fístulas. Quienes tienen enfermedad de Crohn y son operados, requieren un control posterior dado que en un porcentaje importante de ellos la enfermedad reaparece”.

Los  pacientes no solo necesitan fármacos adecuados y cirugía, si no también requieren un manejo multidisciplinario, en el que diversas áreas deben ser consideradas como es la educación al paciente y su familia, la necesidad de vacunarse de acuerdo al calendario de vacunas que está establecido en pacientes con Enfermedad Inflamatoria Intestinal, de un manejo nutricional adecuado, de lo que implica tener una EII durante el embarazo, del riesgo de desarrollar ciertas neoplasias como el cáncer de colon o de piel, entre otros, y donde el apoyo de salud mental puede ser necesario para enfrentar estas enfermedades de la mejor manera posible por el paciente y su familia.

Noticias relacionadas

04/11/2020

5 tipos de carbohidratos que empeoran el colon irritable

Algunas frutas, la lactosa y el trigo pueden deteriorar síntomas digestivos.

Ver más
19/04/2021

9 medidas para prevenir enfermedades del colon

Una alimentación adecuada y realiza actividad física, son algunas recomendaciones.

Ver más